Un gran estudio se llevó a cabo sólo para determinar que tanto influía el ejercicio en la vida de las personas, el resultado fue sorprendente, las personas con un bajo nivel de actividad física tienen un 22% de probabilidades de morir más que los que si se ejercitan.

La investigación incluyó a más de 123,000 personas de 60 años en adelante, se les dio seguimiento durante 10 años y además del resultado planteado antes se descubrió que los que realizan altos niveles de actividad física reducen el riesgo de morir en un 35%.

El doctor David Hupin, Hospital de la Universidad de Saint-Ethienne, en Francia y uno de los encargados del estudio dijo que “mientras más actividades físicas realizan las personas mayores, los beneficios para la salud incrementan gradualmente”. Y por lo tanto, si una persona mayor hace 15 minutos de ejercicio al día incrementa en mucho su esperanza de vida.

Hupin señalo que si bien las personas mayores deben hacer ejercicios, no es bueno que hagan rutinas pesadas que puedan dañar sus músculos o alguna otra parte de su cuerpo. Lo mejor es que se limiten a caminar o correr por lo menos 15 minutos al día.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR