No tenemos nada en contra de aquellas personas que quieran conservar un empleo estable toda su vida y retirarse a los 65 años, este tema está hecho con el fin de motivar a aquellos que quieren triunfar pero aún no se deciden. La vida es un paseo, pero mientras estamos en ella queremos disfrutarla con la mejor calidad posible y la única manera de lograrlo es emprendiendo.

Son pocos los que nacen en cunas de oro, y para la gran mayoría conseguir el sustento diario no es nada fácil. Lamentablemente la sociedad está regida por normas y costumbres que atan a muchas personas a la conformidad y el temor de perder un empleo o trabajo, es principalmente por estos dos motivos que no se lanzan al emprendimiento.

1. Conformidad

Busque en el diccionario el significado de la palabra conformidad;(tolerancia, resignación ante situaciones difíciles). Esta es una de las razones por las cuales nos estancamos y no avanzamos, nos conformamos con vivir una vida rutinaria y sin expectativas, nos conformamos con agarrar un cheque a la quincena que apenas alcanza para cubrir los gastos y todavía seguimos endeudados. Ya es hora de que empecemos a cambiar nuestra manera de pensar para poder cambiar nuestra forma de vivir.

Nelson Mandela decía que ”Los hombres no nacieron odiando, se les enseño a odiar, de la misma manera que pueden aprender a amar”. Lo que debemos entender es que de la misma forma que nos fuimos a adaptando a hacer conformistas, asimismo podemos aprender y convertirnos en grandes emprendedores.

2. El miedo

El miedo es algo que nos hace dudar y sentir inseguros de nosotros mismos, es la mayor debilidad de un negociante:

  • Miedo a fracasar.
  • Miedo a perder la inversión y el tiempo.
  • Miedo a lo que van a decir los demás.

Son innumerables los temores a la hora de emprender, pero es más tenebroso a que pase el tiempo y seguir en el mismo lugar, a dejarle a nuestros hijos un legado de deudas y no una estabilidad financiera, hay mayores temores en la vida que el de querer avanzar.

Si nos remontamos en la historia todos los grandes tuvieron momentos difíciles. Henry Ford levantó su compañía tres veces y las tres veces fracaso, hoy en día es una de las marcas millonarias más grandes en toda la industria automotriz. Walter Elias Disney fue expulsado de su trabajo cuando presento la idea de Disney que actualmente es la numero uno en animación infantil generando ganancias millonarias.

Cualquiera de nosotros puede ser el próximo triunfador, solo hay que tomar la decisión, como estos dos grandes que se aferraron a su meta hasta cumplirla.

Definición de Emprendedor:

  • Ambicioso
  • Dispuesto
  • Negociante
  • Incansable
  • Atento
  • Eficiente
  • Solícito
  • Cumplidor
  • Dinámico
  • Expeditivo
  • Pronto
  • Vivo
  • Ligero
  • Trabajador
  • Laborioso
  • Decidido
  • Enérgico
  • Impulsivo
  • Eficaz
  • Atrevido
  • Astuto
  • Hábil
  • Capaz

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR