La bulimia es un trastorno alimenticio y psicológico que se caracteriza por la adopción de conductas alimenticias poco saludables que se basan en consumir grandes cantidades de comida en plazos cortos para luego caer en un período de arrepentimiento que conlleva el impulso de vomitar o usar laxantes para eliminar los alimentos del organismo.

Por lo general esta enfermedad afecta a los jóvenes, sobre todo a niñas adolescentes, según varios estudios la edad promedio en la cual aparece es alrededor de los 19 años, siendo más propensos a sufrirla quienes hacen dietas de forma compulsiva.

Hay dos tipos de personas bulímicas: las que se purgan constantemente para evitar aumentar de peso recurriendo a los vómitos, diuréticos, enemas o laxantes,  y las que combinan el ayuno con el ejercicio excesivo para mantenerse delgados sin la necesidad de purgarse.

Aunque los síntomas físicos son los más alarmantes, esta es un condición netamente psicológica, la cual acarrea sentimientos de inseguridad emocional y con graves problemas de autoestima en relación directa con el peso o la imagen corporal son una constante en la vida de estas personas. Cada que se ve en el espejo se ve obesa, por más que baje de peso, lo cual aumenta su compulsión.

Una de las peores consecuencias de este mal es que el paciente comience a sufrir trastornos en su personalidad, siendo el más frecuente el límite de la personalidad, pero también existen otros que podrían llegar a aparecer como, esquizofrenia, trastornos autodestructivos, pasivo-agresivo, maniaco-compulsivo, dependiente e histriónico.

Causas

Aún no se sabe cuál es la real causa de la bulimia, se cree que hay varios factores influyentes que pueden desencadenarla, de hecho, si la persona ha sufrido de anorexia (el cual es otro trastorno alimenticio en el que hay una falsa percepción de la imagen corporal, en donde el enfermo siempre se verá gordo), es probable que el siguiente paso sea padecer de bulimia.

Este tipo de afecciones son realmente preocupantes, y es que lo peor se ha venido generando en los últimos años ya que con el sólo hecho de ingresar a ciertas páginas de internet la persona puede encontrar cuáles son los pasos a seguir para volverse una persona bulímica o anoréxica, en este sentido es de suma importancia estar siempre atentos ante lo que pueden estar viendo en internet sus hijos.

Como todas las enfermedades mentales, la bulimia carga con un fuerte estigma, el cual avergüenza a quien la sufre y a su familia. Pero es importante saber que este es un mal que pone en riesgo la vida y que no desaparecerá a menos que se trate con un profesional.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR