Como una residencia real de siglos pasados, el Palacio de Versalles es una edificación realmente impresionante. Se encuentra ubicado en el municipio de Versalles en Francia y constituye uno de los complejos arquitectónicos monárquicos de mayor importancia en Europa.

Al caminar por sus instalaciones el visitante tiene la oportunidad de darse una idea del tipo de vida que algunos de los reyes de Francia tuvieron. El gran lujo y la escala del lugar es motivo de asombro.

Uno de sus mayores atractivos son los impresionantes jardines que lo conforman, cubriendo cera de 800 hectáreas de superficie de la zona oeste del Palacio. En ellos pueden encontrase flores de todos los tipos y colores, además de hermosas esculturas y fuentes. En 1979 los jardines y el palacio fueron decretados por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad.

A pesar de que el palacio perdió su papel de sede oficial del poder en 1789, para el siglo XIX recibió un nuevo destino, convirtiéndose en el Museo de la Historia de Francia, como un deseo de Luis Felipe, quien subió al trono para 1830.

Un gran número de las salas del palacio acogieron entonces las nuevas colecciones que recreaban los grandes acontecimientos de la historia francesa, enriqueciéndose hasta comienzos del siglo XX.

Aunque algunas áreas del palacio se encuentran cerradas para el público, son varios los espacios que pueden ser visitados, entre los que se podrían destacar la enorme capilla y los extraordinarios aposentos del rey y la reina.

El colosal lujo del Palacio de Versalles - 2

En el caso de los jardines, resulta prácticamente imposible poder recorrerlos en su totalidad, pero existen diferentes maneras para poder intentarlo, como el alquiler de una bicicleta o un automóvil eléctrico, además hay un tren que recorre los jardines. Si los visitas  entre abril y octubre permitirá asistir a los espectáculos en los que las fuentes mueven sus aguas al ritmo de la música.

Debido a su tamaño y su rico legado histórico, lo ideal es realizar una visita guiada que incluya transporte y recorrido por las zonas más importantes del Palacio para poder sacarle el mayor provecho posible a la experiencia.

El colosal lujo del Palacio de Versalles - 1

Por otro lado existen ciertas normas que deben tenerse en cuenta al momento de ingresar, por ejemplo las sillitas y bolsos de bebé con armazón metálico no están autorizados en las salas, de igual manera al ingresar en ellas los celulares deben ser apagados y no deben tomarse fotografías con flash.

El colosal lujo del Palacio de Versalles - 3

Si desea llevar algún recuerdo de este impresionante y lujoso palacio puede estar seguro que encontrará donde comprarlo ya que durante todo el recorrido hay números puntos de venta, de igual manera hay una tienda en línea que le permitirá comprar desde la comodidad de su hogar.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR