Ahora es un poco más fácil entrar al Top 1%: el grupo de las las personas más adineradas de Estados Unidos.

Se necesitaron “solo” 429.000 dólares para entrar en esa elite en 2013, según la información más reciente del Servicio de Impuestos Internos de ese país (IRS, por sus siglas en inglés). Un año antes, los estadounidenses tuvieron que ganar alrededor de 435.000 dólares en ingresos ajustados para formar parte del Top 1%.

La caída se puede deber a que los ricos movieron parte de sus ingresos en 2012 para evitar una serie de cambios fiscales que entró en vigor en 2013. El Congreso y el Presidente Barack Obama acordaron a finales de 2012 elevar las tasas en las personas con altos ingresos y en los dividendos y ganancias de capital a largo plazo. Además, los ricos fueron sujetos a nuevos impuestos de Obamacare que empezar en 2013.

El mínimo necesario para formar parte del los clubes aún más exclusivos del Top 0.1% y 0.01% también cayó un poco. Se necesitan 1,9 millones de dólares para pertenecer al Top 0.1%, una reducción con respecto a 2,2 millones. y Aquellos con al menos 9,5 millones de dólares pueden unirse al grupo del 0.01%.

Las filas de los ricos crecieron en 2013, con  1,38 millones de hogares entrando al Top 1%, un alza con respecto a los 1,36 millones del año anterior.

Aunque sus ingresos son altos, también pagan muchos impuestos. El Top 1% ganó 19 % de todos los ingresos reportados en 2013, pero pagó casi el 38% de los impuestos federales.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR