Las compañías realizan grandes inversiones en tecnología sin tener en cuenta qué resultados puntuales esperan de esa acción.

Así lo confirmó en una entrevista concedida a Dinero el experto en negocios digitales Denis Roca, al hablar acerca de los errores más comunes que cometen los presidentes de las compañías a la hora de invertir en tecnología o asesorarse en el tema con alguien que conoce sobre el tema.

“Lo más importante que deben tener en cuenta es que la era digital no es una moda o un capricho, sino una oportunidad inigualable para expandir sus negocios, mejorar sus ventas o acercarse a sus usuarios”, afirmó Roca.

El fundador de RocaSalvatella, una firma que ha guiado a compañías de la talla de Coca Cola, Mango, Desigual, Banco Santander, BBVA o Norvatis en su transformación digital, sostuvo que los directivos no deben dejarse confundir con “el nuevo y raro argot” empresarial que han impuesto los gurús en tecnología.

Roca considera que no sirve de nada cuántos fans tenga una empresa en Facebook si sus resultados financieros no evidencian una mejora notable en su negocio. Por ello les recomendó a los empresarios que no confundan las métricas que tradicionalmente utilizan para calcular el crecimiento de la compañía con los resultados del tráfico en la web.

“Si el experto digital le dice que el engagement (conexión que logra una marca en redes sociales con sus usuarios) es importante, que le demuestre cuántos kilos demás vende con ello, o qué dato histórico de negocio va a modificar”, destacó el experto español.

Y agregó que los directores del departamento de Tecnologías de la Información (TI) o los asesores externos le tienen que hablar a los empresarios con su lenguaje, que es el de los números, pues nada más debe importar en una compañía.

“Que no hablen solo de indicadores nuevos, el directivo necesita que le hablen de los porcentajes de su negocio”, insistió Roca luego de su intervención en el Congreso Internacional Andicom, celebrado recientemente en Cartagena con la participación de expertos nacionales e internacionales del sector TIC.

Una de las reflexiones más interesantes de su intervención tuvo que ver con los negocios que se han vuelto exitosos no por el uso que le dan a la tecnología, sino por una estrategia y un modelo innovador.

Para ello planteó el caso de Airbnb, la plataforma de internet que revolucionó el turismo en 190 países del mundo con su modelo de conectar a los viajeros con los propietarios de las viviendas.

Denis Roca afirmó que la tecnología que utilizan los usuarios de Airbnb para confirmar que se van a quedar en un determinado lugar, no difiere en lo absoluto de las herramientas que utilizan los hoteles tradicionales para hacer ese proceso.

Por eso afirma que “la ventaja competitiva” de esa joven compañía estadounidense es el enfoque del negocio, y no las soluciones digitales que utiliza para llevar a cabo su operación. “Ellos entendieron que para atender bien al cliente no había que ser el propietario de la habitación, ahí no hay nada de tecnología”, precisó.

Otro de los argumentos destacados de su intervención en Andicom fue el verdadero papel de las redes sociales en las empresas. Roca insistió en que herramientas como Facebook o Twitter son importantes pero no son del todo indispensables, porque si se trata de impactar a las audiencias “también se puede hacer por vallas publicitarias colgadas por toda la ciudad”.

“Si usted me convence de que con 50.000 fans ganaré 200.000 dólares más al mes, yo le juro que me organizo y busco los recursos para conseguir eso”, concluyó con ironía.

¿Qué debe tener en cuenta un empresario para no ser víctima de la tecnología?

El encargado de RocaSalvatella, la consultora con sede en Barcelona (España), dijo que el concepto de ‘transformación digital’ está de moda, pues todo el mundo lo quiere aplicar en sus negocios pero nadie sabe con precisión cómo empezar.

Lo más importante que se debe tener en cuenta a la hora de emprender en este nuevo escenario, según el experto, es el conocimiento y dominio total de cada paso que se vaya a dar.

Por eso es indispensable que los directivos no tomen ninguna decisión en el campo de la tecnología sino no conocen cuáles son las implicaciones que va a tener, que no compren ninguna herramienta que no entiendan y mucho menos que acepten incursionar en esta revolución  digital por el simple hecho de seguir una tendencia.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR