Cosas como el oxígeno, la comida y el agua son imprescindibles para poder vivir. Y dentro de esas cosas sin las que no podemos vivir, también está el sueño.

Lo que llama la atención es que a pesar de décadas de estudios aún no hay una explicación específica de por qué es tan imprescindible dormir.

Teorías hablan de que el sueño tiene muchos beneficios. Nos ayuda a mantener nuestra vida emocional y social, así como a procesar los recuerdos.

Otros estudios exponen que es una buena forma de ahorrar energía valiosa. Algo que no convence a Matthew Walker de la Universidad de Berkeley en Estados Unidos, ni a otros investigadores, los cuales afirman que la cantidad de energía que se ahorran los seres humanos mientras duermen es aproximadamente lo que se encuentra en una rebanada de pan.

Por lo que tampoco es una teoría completamente aceptable.

Sueño REM

El sueño pareciera ser un factor determinante, casi universal de la vida.

Es conocido que los humanos al dormir entran en una fase llamada “REM” (Movimiento ocular rápido, por sus siglas en inglés). Por la definición de sueño, parece que la fase REM está presente también en los otros mamíferos y lo más seguro, en los primeros que habitaron sobre la tierra hace millones de años.

Junto con los dinosaurios, que desaparecieron aproximadamente hace 65 millones de años, también habitaban las aves que tienen sueño REM.

Para algunos investigadores no existe una explicación razonable del origen del sueño REM, asociándolo a un subproducto de cambios evolutivos.

Gracias a otros estudios, sabemos que el cerebro está tan activo durante el sueño REM al dormir que se asemeja al de un animal totalmente despierto. De aquí su otro nombre “sueño activo”.

Sin embargo, hay otros investigadores que no creen en que el sueño REM es solo el resultado de un efecto secundario tras evolucionar. Walker está más que convencido que tiene una función importante y real. Resalta que su intensivo trabajo sugiere que el sueño ayuda a estabilizar las funciones emocionales en el cerebro.

Otro investigador, Robert Cantor, identificó una importante característica biológica que tienen en común todos los animales que duermen: Un sistema nervioso y un cerebro relativamente complejos por el que pasan señales trasmitidas por neurotransmisores.

Cantor resalta que al pasar el tiempo, estos neurotransmisores se acumulan en la sinapsis, impidiendo que funcione correctamente. Estas moléculas es necesario eliminarlas a través de un proceso que ocurre mientras dormimos.

Aún así, nada asegura que éste sea el factor determinante del porque existe el sueño.

Por lo tanto, la pregunta sigue siendo un misterio. Quizás algún  día pueda ser respondida con total claridad: ¿Por qué existe el sueño?

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR