En Huaxi pagar la salud, el colegio o el auto no es una preocupación para sus habitantes, todo eso es gratis. Los confortables chalets de 400 metros cuadrados, son también cortesía.

Así es la vida en esta villa socialista, una pequeña ciudad china donde todos sus pobladores son millonarios. Ubicada a poco menos de una hora de Shanghai, la curiosa villa se caracteriza por los desfiles de autos último modelo, su popular buey de oro macizo que pesa una tonelada y en general por el ostentoso estilo de vida de sus nativos.

buey-de-oro-macizo-huaxiLas reglas para disfrutar del confort en Huaxi

Ser miembro de alguna de las 400 familias fundadoras de la antigua aldea, trabajar en las compañias cooperativas de Huaxi, reinvertir más del 80% de las ganancias en la ciudad y de ninguna manera traicionar las políticas del pueblo. Si alguien pretende salir de la villa para algo diferente al turismo, perderá todos sus beneficios, indica una publicación de The Independent.

La villa fue fundada hace poco más de cinco décadas con aproximadamente 1.000 pobladores en empobrecidas condiciones, situación propia de la mayoría de localidades rurales en China.

Su prototipo de desarrollo, que se inspira en el de Dubái, fue materializado por Wu Renbao, un fabricante de tornillos que llegó al poder apoyado por el Partido Comunista.

chalets-huaxiEl modelo de ciudad

Muchos monumentos y edificios en Huaxi son réplica de otros en el mundo. Así pues, se encuentra una réplica del Capitolio norteamericano, de la Gran Muralla y de la Ópera de París. Sus pobladores pueden llegar a sentirse verdaderos cosmopolitas en su propio terreno.

edificios-huaxiLa visión de su fundador -quien falleció en 2013 y dejó como sucesor a su hijo- fue innovadora hace 50 años, pero se ha estancado. Un artículo del portal mexicano La Información estima que una de las urgencias de Huaxi es “cambiar el modelo productivo”, el cual se considera barato y contaminante, por uno más organizado y ecológico.

No obstante, su fastuoso desarrollo ha despertado la curiosidad de millones de turistas, que año tras año visitan la ciudad para conocer el modelo de “villa socialista”. Aunque algunos de sus pobladores afirman que la prensa mundial ha exagerado demasiado con respecto a la realidad económica.

habitantes-huaxi“Es cierto que vivimos muy bien, pero muchas veces la prensa extranjera exagera un poco”, asegura una empleada en un negocio local en Huaxi al diario La Nación de Argentina. Aun así, acepta que habita una casa muy bonita y que su familia tiene un buen auto. “Vivimos tranquilamente, trabajamos mucho, pero la nueva generación de Huaxi no es tan sacrificada como la anterior”, añade.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR