Este rinconcito al noreste de Malasia esconde, en menos de 500 km2, un paraíso tropical incomparable de montañas imponentes, exuberantes selvas y una flora y fauna únicas. Un paisaje natural que se repite en cada una de las 99 islas que forman este archipiélago en al mar de Andamán. 

Las inmaculadas playas son sin duda el gran atractivo de Malasia, pero Langkawi tiene mucho más que ofrecer; en 2007 fue declarado Geoparque Global de la Unesco. Cuenta con 3 parques naturales de características geológicas únicas. El Machinchang Cambrian, famoso por sus formaciones de roca del Cámbrico con más de 550 millones de años de historia y hogar de la que probablemente sea la isla tropical más antigua del planeta. Para los más aventureros, el parque  de Kilim Karst, al noreste de la isla, que combina un extenso ecosistema de manglares con acantilados y colinas. Y por último, el parque Dayang Bunting Marble, caracterizado por poseer algunas de las mejores formaciones de mármol blanco del mundo.

Además, fruto de su excepcional riqueza natural, Langkawi cuenta con más de 200 especies de aves. Todo un paraíso salvaje al servicio de los amantes de la ornitología. Haz el equipaje y disfruta de Langkawi por tierra, mar y aire.

Langkawi, mucho más que sol y playa 1

Por tierra

A pie o en bici, tú eliges cómo explorar la selva tropical de Langkawi. Alcanza el pico más alto, con 881 metros en Gunung Raya o descubre cascadas asombrosas escondidas en los bosques de Machinchang. Dentro de esta antigua selva tropical, en la zona de BurauBay, podrás probar el Skytrex. Vuela, deslízate y suspéndete por encima de la frondosa selva. No te puedes perder las cuevas de Kilim Kars. La más conocida es la de Gua Kelawar habitada por cientos de murciélagos.

Langkawi, mucho más que sol y playa 2

Por agua

Si hay algo ineludible, es navegar en kayak por el entramado de manglares que forman los tres estuarios del parque natural de Kilim Karst. En mar abierto, también hay numerosas cuevas marinas e increíbles formaciones de roca. Para los más aventureros, las motos de agua son una forma excitante para acercarse a estos espectaculares peñascos.

Langkawi, mucho más que sol y playa 3

Por aire

Las excursiones aéreas en parasailing están pensadas para todos los que buscan un poco de adrenalina en sus vacaciones. Estos paracaídas para dos o tres personas recorren las aguas verde esmeralda y las islas desde el cielo. Una experiencia única y diferente para disfrutar del entorno natural que ofrece el archipiélago.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR