La mejor forma de hacer un presupuesto

Los presupuestos son la mejor forma de contabilizar los ingresos de una persona, regular los gastos y ayudar a ahorrar. La mayoría de las personas que deciden hacer un presupuesto, lo hacen con la intención de destinar parte del dinero obtenido a fin de mes para el ahorro, con mira a cumplir una meta determinada en el futuro. El presupuesto también puede funcionar para sanear las cuentas personales de una persona; en caso de despido, o importantes deudas que pagar, el presupuesto ayuda a no caer en bancarrota.

7

El problema con los presupuestos, es que muy pocas personas saben hacerlo, de modo que al final no terminan alcanzando las metas fijadas, y esto se traduce en una pérdida de dinero involuntario.

Una de las primeras cosas que toda persona debe hacer antes de llevar a cabo un presupuesto, es contabilizar todos los gastos básicos que se llevan a cabo. Los gastos básicos, son los alimentos de primera necesidad, artículos de higiene personal, el transporte, la gasolina, gastos de educación, los servicios básicos y los impuestos.

Cuando se tenga una lista de los servicios básicos, se puede contabilizar los ingresos de la persona. Estos ingresos se unen a la lista de los gastos y se calcula el dinero que sobra o aquel que hace falta para costear el estilo de vida de la persona. Con el cálculo final la persona puede determinar que tan bien están sus finanzas personales y cómo hacer para mejorarlas.

8

En el presupuesto se debe fijar cuanto se va a destinar en servicio básico, en alimentos de primera necesidad, y en diversión o lujos. No se deben hacer recortes en servicios que sean de mucha necesidad, como educación, salud, o los servicios básicos. Lo que se debe hacer es escribir propuestas que ayudan a gastar menos de una manera responsable y sin alterar un estilo de vida confortable y equilibrada.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR