A man looks at the moon through a telescope in San Andres Cholula December 3, 2011. People in Mexico gathered to set a new Guinness record for the number of people observing the moon simultaneously. REUTERS/Imelda Medina (MEXICO - Tags: SCIENCE TECHNOLOGY SOCIETY)
Puede ser uno de los regalos más románticos, curiosos e inesperados que cualquier persona puede llegar a recibir. Pero, ¿de cuánto debe ser su presupuesto para lograrlo?

Aunque suene algo curioso y quizá loco, efectivamente sí se puede regalar una estrella.Bueno, al menos colocarle un nombre y contar con un certificado en el que se garantiza que esa estrella pertenece, cuál es su ubicación y que, efectivamente, tiene el nombre que usted solicitó.

Incluso, en países europeos y en Estados Unidos este tipo de detalles se han convertido en algo casi que ‘normal’, pues son detalles bastante originales e interesantes y, además, tienen un valor simbólico de las personas que las regalan para aquellas que, cada vez que vean al cielo, se acuerden de ese detalle particular.

Los costos

Teóricamente usted puede adquirir una dependiendo del país y de su ubicación, pues no todas las estrellas son visibles en todos los lugares del mundo. Teniendo en cuenta esto y dependiendo de lo que realmente quiera, puede encontrar muchas páginas web que le ofrecen el servicio.

Algunas ofrecen paquetes que incluyen el registro “certificado”, un sobre personalizado, las indicaciones para encontrar su estrella en aplicaciones y en el firmamento así como las especificaciones, el tamaño. Incluso, también hay cajas que incluyen hasta rosas y ositos de peluche.

Efectivamente, la mayoría de empresas que dicen ofrecer este servicio no son colombianas y están ubicadas en Estados Unidos y Europa pero eso no es impedimento para que un latinoamericano compre. Y si le interesa, los precios los puede encontrar desde los US$33, con un ‘paquete básico’ o hasta los US$74 con algo mucho más especial y personalizado.

Qué tan cierto es…

¿Pero realmente es algo que se pueda hacer o simplemente es un timo? Es que si usted hace una búsqueda en Google buscando las opciones para comprar estrellas, encontrará una gran variedad de páginas tanto en inglés como en español que le ofrecen también distintos precios y con cosas adicionales que le ayudan a certificar su estrella.

Una publicación del Universe Today responde que nombrar una estrella es algo que sí se puede hacer pero que depende: “Los nombres de los objetos astronómicos son acordados por la Unión Astronómica Internacional (IAU, por sus siglas en inglés)”. Y, efectivamente, el universo tiene una cantidad infinita de estrellas de las que se pueden obtener sus coordenadas y que cualquiera puede ver, ubicar y seguir.

Incluso, la IAU recibe diariamente varias consultas al respecto pero en su página web explican “algunas empresas comerciales pretenden ofrecer este tipo de servicios por una tarifa. Pero este tipo de “nombres” no tiene validez formal u oficial. Las estrellas son sólo los números de un catálogo y en posiciones en el cielo. En tanto, para loscuerpos del Sistema Solar, se aplican procedimientos especiales para la asignación de nombres oficiales, pero en ningún caso son transacciones comerciales involucradas”.

Esto quiere decir que los nombres tendrían que ser avalados por esta institución pero, realmente no sucede así. No obstante, para muchos puede tratarse de un detalle especial y particular que, incluso, usted puede “cacharrear” por su cuenta en la aplicación de Google Sky y ser un poco más creativo inventándose certificados propios.

Pero eso sí, si la compra y al día de mañana hay opción de viajar a ellas, usted no podrá evitar que las personas lleguen a “su estrella” por ser de su propiedad.

¡Compártelo en tus Redes!

COMPARTIR