5 aceites esenciales para el cuidado del cabello

Los aceites esenciales han sido utilizados por siglos gracias a sus propiedades medicinales y cosméticas. Algunos de ellos presentan propiedades especialmente indicadas para tratar el cuero cabelludo y el cabello, estimulando la circulación sanguínea y el crecimiento y actividad de los folículos pilosos, controlando la irritación y la caspa, fortaleciendo el cabello o controlando la producción sebácea.

A continuación, una lista de los 5 aceites esenciales que los peluqueros profesionales recomiendan por ser los más efectivos para uso capilar, junto a una explicación de sus propiedades y una breve guía de uso:

Aceite de lavanda

Obtenido de las flores frescas de la Lavandula angustifolia, el aceite de lavanda es muy versátil y tiene una tradición bien establecida como remedio popular. Hidrata el cuero cabelludo y equilibra la producción de sebo, de manera que puede utilizarse para todos los tipos de cabello. El masaje regular con aceite de lavanda puede aumentar la circulación del cuero cabelludo, reducir la pérdida de cabello y hacer que el pelo sea fuerte y brillante.

Con sus poderosas propiedades anti-inflamatorias y antisépticas, este aceite funciona muy bien para aliviar irritaciones del cuero cabelludo como la psoriasis, la caspa, la picazón y la sequedad.

Cómo utilizarlo: para el masaje del cuero cabelludo, mezclar 8-10 gotas de aceite esencial de lavanda en 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen o aceite de coco tibio. Trabajar en el cuero cabelludo con los dedos. Dejarlo durante toda la noche para aprovechar al máximo sus propiedades curativas y nutritivas. Cubrir la cabeza con una toalla y lavar normalmente el cabello por la mañana.

Como ventaja, el aceite de lavanda tiene un suave efecto sedante, y por ende proporciona un sueño reparador.

Aceite de romero

Extraído de las hojas de la hierba culinaria Rosmarinus officinalis , este es un aceite vigorizante lleno de antioxidantes que ayudan a combatir el envejecimiento prematuro y el adelgazamiento del cabello.

Estimula la circulación sanguínea en el cuero cabelludo y el crecimiento y actividad de los folículos pilosos. El aceite de romero tiene también una buena acción anticaspa, pero es más adecuado para personas con cabello graso. Tonifica la acción de las glándulas sebáceas y borra los poros obstruidos que causan acné y picazón en el cuero cabelludo. El uso regular de aceite de romero asegura un cabello sano, fuerte y no graso.

Cómo utilizarlo: calentar 3 cucharadas de aceite de oliva y añadir 10 gotas de aceite de romero. Aplicar sobre el cuero cabelludo y cubrir con una toalla previamente sumergida en agua caliente. Dejar actuar 30 minutos y luego lavar con champú.

Este tratamiento de aceite caliente ayuda al aceite esencial a filtrarse en los folículos pilosos y remover las partículas de suciedad que obstruyen los poros. Aplicar este tratamiento una vez por semana durante un mes para reducir el sebo, controlar la caspa y promover el crecimiento de un cabello grueso y fuerte.

Aceite de camomila

Hay diferentes tipos de camomila (también llamada manzanilla) de los que se extraen aceites esenciales, pero es el aceite obtenido de Anthemis nobilis el que se utiliza comúnmente para el cuidado del cabello. Este aceite calmante tiene excelentes propiedades antiinflamatorias.

Se puede frotar en el cuero cabelludo para aliviar la picazón resultante de dermatitis, psoriasis o caspa. El aceite de camomila condiciona el cabello y lo protege del daño infligido por contaminantes ambientales. Cuando se utiliza como enjuague acondicionador, ilumina el color del cabello, aclarándolo.

Cómo utilizarlo: añadir unas gotas de aceite de manzanilla a 2 cucharadas de aceite de jojoba y masajear en el cuero cabelludo. Para hacer un enjuague de cabello, agregar 10 gotas de aceite de camomila a un litro de agua. Puede también utilizarse una infusión de flores de manzanilla. Usar como enjuague final después de lavarse el cabello y dejarlo secar sin enjuagar. Dejará el cabello suave y luminoso.

Aceite de Ylang-ylang

El aceite de Ylang ylang, altamente valorado en perfumería, se obtiene de las flores del árbol Cananga odorata . Este aceite es especialmente útil para combatir la sequedad del cuero cabelludo debido a la insuficiente producción de sebo en las glándulas de la piel, lo que deja a menudo el pelo fino y quebradizo, llevando a una drástica reducción en el volumen del mismo.

El aceite de Ylang-ylang estimula las glándulas sebáceas y aumenta la producción de sebo, hidratando el cuero cabelludo y el cabello. Tiene también una notoria actividad piojicida, convirtiéndolo en una alternativa más segura a los químicos presentes en los tratamientos comerciales.

Cómo utilizarlo: calentar 2 cucharadas de aceite de oliva o aceite de coco y agregar 5 gotas de aceite de ylang-ylang. Aplicar en el cuero cabelludo y cubrir la cabeza con una toalla previamente sumergida en agua tibia. La atmósfera cálida y húmeda creada dentro de la toalla húmeda ayuda al aceite esencial a penetrar profundamente en las glándulas de la piel y rejuvenecerlas. Dejar actuar una hora y lavar normalmente.

Aceite de cedro

Extraído de la madera del árbol Cedrus atlantica , el aceite esencial de cedro ha demostrado ser eficaz para revertir la alopecia areata en un estudio experimental a largo plazo. Se utiliza también para tratar la pérdida del cabello y la caspa.

El aceite de cedro equilibra la secreción de las glándulas sebáceas; por lo tanto, es igualmente beneficioso para un cuero cabelludo seco o graso. Mejora además la circulación sanguínea y estimula los folículos pilosos, dando como resultado un crecimiento vigoroso del cabello. Su acción antiséptica ayuda a controlar los problemas bacterianos y fúngicos, incluyendo la caspa.

Cómo utilizarlo: para un cuero cabelludo seco y escamoso, mezclar 2-3 gotas de aceite de cedro en 2 cucharadas de aceite de coco y masajear en el cuero cabelludo. Dejar actuar durante 1-2 horas y lavar. Para un cuero cabelludo graso, agregue 5 gotas de aceite de cedro a una cucharada de champú y lavar el cabello con esta mezcla. Utilizar lavado de por medio para mejores resultados.

StarOfService

¡Compártelo en tus Redes!