Por qué ser especialista en Montessori es la solución al futuro de la educación

Desarrollar la autonomía del niño basándose en las etapas naturales del aprendizaje es la premisa que persigue el Método Montessori, un sistema que suple las deficiencias del sistema educativo tradicional.

Desde 1910 se fue ampliando progresivamente su implementación. Su creadora, la educadora y médico italiana María Montessori, buscaba la motivación en el alumnado para favorecer el aprendizaje a través de la actividad y experimentación.

Pero esta filosofía no quedó en épocas pasadas. Su impacto fue tan rotundo que en el año 2017 se registraron 22.000 escuelas Montessori en al menos 110 países. Este nuevo concepto introdujo la regla de que los niños aprenden al interactuar directamente con el entorno en lugar de imponer métodos de estudios homogéneos e inflexibles.

Así como cada vez son más los colegios que se apegan a esta filosofía, también son más las propuestas de cursos dedicados a que maestros y educadores se especialicen en el Método Montessori.

El periódico Cinco Noticias ha publicado recientemente un completo artículo sobre la especialización en el método Montessori, en el que se aborda información reveladora y necesaria para todo aquel interesado en convertirse en profesional en esta disciplina educativa.

Un especialista en Montessori se encarga de preparar los ambientes educativos siguiendo siempre el objetivo de “ayudar al niño a ayudarse”, quien podrá realizar actividades grupales e individuales acordes a su edad y enfocadas a alinear su mente, cuerpo y espíritu con ejercicios dinámicos además de aprender a detectar y corregir sus propios errores.

¿Por qué son importantes los cursos para ser especialista en Montessori?

Por qué son importantes los cursos para ser especialista en Montessori

Los cursos complementarios son una buena oportunidad cuando se trata de ampliar los conocimientos en el sector educativo. Sin embargo, estudiar la especialidad de Montessori resulta ser la única vía para titularse como profesional en este ámbito. Además, son cursos que normalmente disponen del aval de instituciones e universidades.

Es el caso de la plataforma online Red Educa. Su oferta formativa del método Montessori está dirigida a educadores y pedagogos así como a todas aquellas personas interesadas en adquirir una formación integral en este modelo educativo. Tienen el aval de la Universidad Antonio de Nebrija para homologar las titulaciones para oposiciones y disponen del respaldo del Grupo Euroinnova:

  1. Para comprender los factores de la educación inicial es necesario manejar los conocimientos que se imparten en el curso de Pedagogía Montessori. La preparación en este curso está orientada al crecimiento físico, cognitivo, social y afectivo de los niños en edades desde los 0 a los 18 años de edad.

Este tipo de curso es idóneo para los educadores que quieran expandir su formación académica, pues contarán con la titulación acreditada por la Universidad Antonio de Nebrija.

  1. Promover el juego didáctico como método de enseñanza e independencia de los niños dentro de las aulas es la finalidad del Máster Europeo en Pedagogía Montessori Especialidad Infantil .

El contenido de los módulos de este máster está pensado para los maestros de educación infantil, educadores sociales, educadores especiales, pedagogos, psicólogos y orientadores educativos.

  1. El desarrollo teórico-práctico del coach educativo se estudia en el Máster en Pedagogía Montessori, Especialidad Primaria con Titulación Universitaria.

El temario de este máster se enfoca en el aprendizaje de técnicas para fomentar el avance conductual y afectivo del niño argumentado en el plano de la enseñanza.

¿Cuál es el rol del especialista en Montessori en las escuelas?

Cuál es el rol del especialista en Montessori en las escuelas

Por lo general, cada colegio que sigue las directrices del Método Montessori cumple con una rutina diaria específica. Por ejemplo, los especialistas en Montessori –también conocidos como guías– reciben a los niños en el colegio saludándoles con amabilidad y de forma personalizada siempre que sea posible.

A continuación, los niños, según sus intereses y capacidades, deciden qué tipo de actividades llevar a cabo: leer un libro, realizar presentaciones, actividades artísticas o recreativas, etc. De esta manera, cada alumno será respetado y tendrá libertad plena durante el proceso de formación.

El guía también se encarga de asignarles responsabilidades a los estudiantes, por ejemplo, dividiendo la clase en dos grupos y asignándole a cada uno de ellos tareas específicas interrelacionadas.

El ambiente en los colegios Montessori busca un espacio preparado según las características, necesidades y herramientas que incentiven al niño a completar su desarrollo físico, mental y espiritual. Cada elemento que compone el aula, como materiales didácticos o libros, será elegido en función de las necesidades del alumnado.

Entre las características del ambiente Montessori destaca el desarrollo de la autonomía, la responsabilidad, libertad, independencia, comunicación y crecimiento personal. En este punto los padres también tienen su cuota de compromiso, ya que deben fortalecer en el hogar estos valores y principios.

Otras opciones laborales

Además de los centros educativos, estos conocimientos y herramientas pedagógicas también pueden aplicarse en otros entornos, como en centros de menores, hospitales, clínicas, organizaciones sin ánimo de lucro, instituciones gubernamentales, departamentos de orientación, o en centros de investigación.

El poder del Método Montessori radica en enfatizar los procesos creativos y constructivos de los niños de 3 a 13 años. Por eso cada año aumenta el número de educadores interesados en este método para potenciar los puntos fuertes de cada niño y conducirlos hacia un futuro más sólido y con libertad para hacer, decidir y pensar.

¡Compártelo en tus Redes!