¿Dónde encuentro un estudio de fotografía en Sant Cugat?

La fotografía

La fotografía es un arte que pertenece solo a quienes consiguen descifrar la fuerza de la luz. Es una disciplina que, al mezclarse con la gente, sus historias y sus éxitos, va más allá de la correcta composición.

Así lo ha entendido Carme de Olazabal, fotógrafa en Sant Cugat del Vallès, que desde su estudio en Barcelona ofrece diferentes tipos de sesiones para bebés, familias, celebraciones, embarazadas, bodas y eventos especiales.

También ofrece la posibilidad de realizar producciones en exteriores y retratar a sus protagonistas en lugares encantadores, para conseguir momentos únicos e inolvidables.

Sesiones de fotos para bebés

El secreto de Carme consiste en cuidar los pequeños detalles en el momento de fotografiar y a la hora de la entrega. En este punto, el cliente es quien decide si prefiere imágenes en gran formato, álbumes o cajas, entre otros.

Bebés y bodas

Todas las sesiones de fotografía dejan un aprendizaje, pero cuando se trata de bebés o de recién casados el mensaje es mucho más fuerte. Respecto a los más pequeños, la experta sugiere aprovechar el primer año de vida para capturar los momentos más sublimes.

Por otro lado, la boda es el día más importante en la vida de la pareja. Es por ello que este estudio de fotografía en Sant Cugat del Vallès se traslada hasta los lugares más icónicos para retratar a los novios y la celebración.

Sesiones de fotos para bodas

No se trata solamente de hacer unas fotos, se trata de sesiones previas, durante y después de la unión, para elaborar un reportaje que abarque diversos escenarios. En el reportaje quedará plasmado el romance y la pasión de la pareja.

El propio estudio es un buen lugar para el encuentro, en el que relajarse y degustar una buena taza de café mientras se definen los ángulos a tomar. Al estar en un espacio cerrado, la luz es controlada, con lo que se obtienen fotos limpias y de calidad.

La fotografía de estudio y en especial las sesiones de fotos familiares son un mundo aparte, en el que es posible controlar el ambiente en el caso de los bebés, y no depender del tiempo en cuanto a la fotografía de los adultos. Aquí entran en juego los decorados, el vestuario y un maquillaje perfecto.

Sesiones de fotos familiares

La fotografía es sinónimo de vida y Carme de Olazabal cuenta con las herramientas ideales para inmortalizar un momento preciso que transmita alegría, sonrisas y esperanza.

¡Compártelo con tus amigos!