La paz, tema en la agenda mundial

La comunicación y la información se asumen como bienes públicos, salvo en casos excepcionales tipificados por la ley, actualmente con mayor  razón debido no solo al desarrollo de las nuevas tecnologías que permiten al ciudadano conocer inmediatamente todo lo que sucede en el mundo, sino con el auge de las redes sociales, blogs y todas las  herramientas utilizadas por el periodismo digital que publican la información en tiempo real e inmediato.

El derecho a la información es tan importante que se encuentra consagrado en el artículo 20 de la Constitución Politica, y garantiza a toda persona la libertad de expresar y difundir su pensamiento y opiniones así como fundar medios masivos de comunicación, entre otros aspectos.

En ese contexto, es necesario que profesiones como el periodismo estén cada día a la vanguardia de esos avances, facilitando la interacción entre las personas, con base en principios democráticos como el respeto a los derechos humanos, la diversidad, la pluralidad, la participación, la responsabilidad social, y a propender por garantizar el derecho a la información.

Durante los últimos meses, los ojos del mundo están sobre Colombia debido al proceso  de firma del acuerdo de paz con la guerrilla de las FARC y a que el tema de la paz se encuentra en la agenda mundial, en cabeza de la ONU. En este sentido, se abre una gran oportunidad para la información y para el uso de las plataformas tecnológicas así como de nuevos lenguajes para mostrar lo que sucederá a futuro en el país, para esto se requiere usar esas herramientas tecnológicas de tal manera que complementen las necesidades de información de las personas.

En el año 2015, con la necesidad de promover  el  desarrollo sostenible,  líderes mundiales adoptaron un conjunto de objetivos globales para erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad. El objetivo 16 de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas: Paz, justicia e instituciones sólidas, promueve las sociedades pacíficas e inclusivas para el desarrollo, el acceso a la justicia para todos y la construcción de instituciones responsables y eficaces a todos los niveles.

Sin embargo el logro de estas metas requiere la participación y trabajo de los  gobiernos, los sectores público y privado, la sociedad civil, los ciudadanos y las personas que trabajan en comunicaciones, quienes deben asumir el reto que implica esta profesion de responsabilidad social para empezar a construir una nueva historia para Colombia, donde se aprenda a solucionar los conflictos desde el diálogo y la concertación en un mundo cada vez más abierto a la tolerancia y a la construcción de mejor sociedad.

Janeth Franco Silva

¡Compártelo en tus Redes!