El gobierno de Mauricio Macri es responsable de la muerte de Santiago Maldonado

No se puede decir que a la Gendarmería se le fue la mano, que se excedieron en golpear a Santiago. Fue un asesinato premeditado, ya días previos al 1 de agosto, esta fuerza de seguridad estaba haciendo inteligencia, en la plaza de artesanos, espiando a los mapuches.

La idea era reprimir cualquier intento de protesta en los campos de Lewis, amigo personal del presidente Mauricio Macri, y en las propiedades de Benetton. El segundo de la ministra de seguridad Patricia Bullrich, el jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad de la Nación, Pablo Noceti, se encontraba alojado en la estancia Leleque, desde donde se les daba las directivas a los cuerpos de infantería 35 y 36.

Nocetti estuvo en junio en este estancia, que dicho sea de paso, vacaciona el presidente Macri,  dando instrucciones de cómo se debía sacar a todos los mapuches que estuvieran “jodiendo” en las propiedades de Lewis,  es la persona que dio la orden de dispersar a la fuerza a los mapuches que se encontraban cortando la ruta, fue también que les ordenó a los gendarmes que limpiarán los vehículos que participaron en el operativo y que probablemente transportaron a Santiago Maldonado y que les cambiarán las chapas patentes.

Este joven tatuador, no sabía nadar, había sufrido en el mes de julio neumonía, no había podido escapar de la persecución de gendarmería como los demás manifestantes, cayó en el río helado en ese momento, probablemente tuvo hipotermia, y sumado a las golpizas, no pudo sobrevivir a la tortura.

El gobierno nacional es responsable de este asesinato. La justicia desde un principio, encubriendo, dando falsos indicios, omitiendo pruebas, en comunicación permanente con el poder político, para ver cómo podían entorpecer el esclarecimiento de este caso, estamos hablando del  juez Guido Otranto, quién estuvo al principio a cargo de la investigación, hasta que fue removido, por prejuzgar.

El poder político, con el presidente Macri a la cabeza, que respaldó desde el principio a la ministra Bullrich, quien a su vez defendió desde el principio a la Gendarmería Nacional. Como jefa directa de Nocetti, es la principal responsable de la represión, del encubrimiento a esta fuerza y de la desaparición de Maldonado.

Llamativamente apareció el cuerpo de Santiago a días de las elecciones del 22 de octubre, en un lugar que fue rastrillado previamente 3 veces.

Quedará por ver cómo actúa la justicia con la autopsia terminada, si seguirá tapando a los responsables o se dedicará de una vez por todas, a impartir justicia,en vez de ser funcional al poder de turno.

Alejandro Correa

Fuente imprescindible: Rachel Holway Alerta Vida

¡Compártelo en tus Redes!